5 abr. 2010

MI VIA CRUCIS

Estoy preocupada, creo que me estoy haciendo mala persona, os contaré por qué.

Hoy he visto a Manuela, hubo un tiempo que el encontrarme con ella suponía riesgo inminente y por lo tanto, un miedo que PA que, sin embargo ahora, Manuela tiene un aspecto mas propio de una yonqui en fase terminal, que el de la Manuela de otros tiempos (no os dejéis engañar como yo que el sábado se la montó a la pobre Mamen).

La verdad es que no he sentido nada, ni una gotita de lástima, es la primera vez que me pasa.

Hubo un tiempo cuando me operaron y la enfermedad avanzó tan de prisa que se reprodujo en dos meses y los tratamiento me dejaron fuera de juego que ella se dedico a hacernos la vida imposible, no a mí que no era capaz de salir a la calle, si no a mis hijos, continuos eran los gritos amenazantes debajo de nuestra ventana o en la mismita puerta de nuestra casa, en multitud de ocasiones tuvieron que entrar o salir escoltados por la policía, que ponían a Manuela en su sitio, aunque solo fuera por ese día, los pobres aprovechaban esos momentos para jugar con los demás niños del patio.

No paro hasta que pusimos la denuncia por que los crios no podían más, no entendían muy bien que si no hacían nada malo una señora les persiguiera, en fin durante más de un año, aguantando enfermedad y de penitencia Manuela, la depresión fue de órdago.

La psicóloga me dijo que tenía todo los síntomas de una mujer maltratada, en este caso por supuesto por la dichosa Manuela, pero incluso cuando más enferma estaba, siempre pensaba, “si tuviera constancia de que se iba a olvidar de mi”, yo no querría hacerla ningún daño, después de tres años de acoso, tuve que dejar por voluntad propia mi trabajo, por que raro era el día que no recibía una llamada, avisándome de que Manuela estaba más agresiva de lo habitual, en la puerta de casa o que directamente salía del metro y veía como paraban tres o cuatro coches de policía en la misma puerta de la entrada, por supuesto esos 200 metros se me hacían los más largos del mundo, hasta poder quedarme tranquila y ver que no había pasado nada malo, al menos nada que no pudiera repararse, no conseguí levantar cabeza y hablé con mis jefes que se portaron la mar de bien conmigo.

Lo peor de todo es que como único justificante a tanta maldad hacía mi, era el ser vecina de la mujer del paparrazzi, ellas habían sido amigas intimísimas y como no podía ser de otra manera terminaron como el rosario de la aurora, tienen entre si más causas pendientes que el Pachulí y la Pantoja juntos.
Así que no se sí eso fue la gota que colmo el baso de mi paciencia y a partir de ahí, aunque momentáneamente a dejado en paz a los niños, al menos hasta que venga el verano, que para abril y mayo resurge con una fuerza, que no deja títere con cabeza,  creo que ya no la deseo nada bueno, por eso pienso que me estoy haciendo mala persona No se sí justifica algo que me encantara mi trabajo y que eche muchísimo de menos a todas mis compañeras.

Llevo esperando el juicio más de dos años, que me rió yo de la protección del menor, como para unas prisas, cuando salga no se, si nos linchara definitivamente o nos dejará en paz de una vez para siempre, tenemos en el patio las dos probabilidades a unos los dejo en paz después de pagar una buena cantidad y a la otra la sigue dando por saco incluso con orden de no acercamiento, con lo cual tampoco puedo volver al trabajo, los niños ya son preadolescentes y aunque son buenos chicos, ¿Cómo reaccionarían si volviera a insultarlos, agredirlos o amenazarlos? No lo se y tengo miedo de comprobarlo por eso me estoy volviendo mala es todo tan injusto, ella no quiere trabajar y no va nunca por que es funcionaria y a mí que me encantaba, no me deja ir.

Se que alguna pensará que es una enferma, yo lo hice durante mucho tiempo, pero cuando descubres, el alto grado de maldad y control que ella tiene de la situación, lo que sabe que puede o no hacer y como se cubre las espaldas cuando se sabe cometedora de un delito, o al menos como lo intenta, por que claro cuando la pilla la policía con las manos en la masa, entonces le dije al juez que ella está enferma, gracias a que algunos forense que ya la han tenido que ver en más de una ocasión y aseguran que es consciente de todos y cada uno de sus actos.

En fin que debo seguir padeciéndola hasta que o bien se cure, o se cambie de casa, por que bicho malo nunca muere, como decía mi abuela.

Desde el país de las malas pécoras, que es un poquito como me siento, hasta el próximo blog, espero más alegre.

10 comentarios:

  1. Joder pues sí que es tremenda la Manuela, vamos es de psiquiátrico... no entiendo cómo gente como ella con antecedentes y juicios pendientes pueda seguir viviendo sola porque está claro que es una enferma mental. No todos los enfermos mentales son inconscientes de sus actos, ella como mínimo tiene un trastorno de comportamiento que hace de ella un peligro para todos y ella incluida, es una pena pero probablemente será así hasta que pase algo gordo y luego la gente vendrá y dirá Si se veía venir... pero será tarde.
    Tiene que ser un horror vivir con su amenaza permanente y tienes razón encima va tu hijo y la empuja aunque sea levemente y la Manuela os buscará la ruina... siento que tengas que vivir así todos los días... de verdad...
    Besos

    ResponderEliminar
  2. La verdad Cruela es que su único hijo, que se tuvo que ir por las palizas y por que abre bien los ojos, su madre no le dejaba estudiar, el ahora ha terminado la carrera de ingeniero de caminos y la ha internado en 4 ocasiones, ella se escapa del hospital y los jueces no la pueden obligar, por que está en plenitud de facultades, eso sí, es mala como ella sola.

    Gracias por tú apoyo, a lo mejor no soy tan mala.

    ResponderEliminar
  3. Anímese mi adorada Odry. En toda pelicula de miedo se salva la chica guapa y se muere la vieja loca.
    Siempre suyo
    Un completo gilipollas

    ResponderEliminar
  4. Uffff. No sé bien qué decir, salvo que deseo que ocurra un milagro que os libre de ella o, al menos, que os deje tranquilos.
    Ojalá pudiera decir o hacer algo más efectivo.
    Ánimo
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Pues,yo pienso que esta gente debe estar en otros sitios y no acosando a niños.
    La justicia siempre tan lenta

    ResponderEliminar
  6. C.G Me temo que ella es mas mona que yo y además el alcohol la tiene de un bien conservado que asusta.

    Alis mi niña, no hace falta que digas nada, me basta con saber que no soy tan rara, que lo que siento es mas o menos normal.

    S. Yo también pienso lo mismo y lo mismo antes de que me de cuenta lo está, por que el estado de está señora s cada vez más lamentable.

    ResponderEliminar
  7. Pero que mal bicho es esta Manuela ! que impotencia saber como es esta persona y que ande libre como los pájaros, que injusto !
    Siento que tengas que vivir así, con el corazón en un puño ...
    Besos guapa !

    ResponderEliminar
  8. ¡Vaya fastidio! espero que se pase pronto la locura de la mujer esa, y no te sientas mal que yo no sé como habría actuado.

    Muxus.

    PD. Que hartada a reír al leer en tus datos personales "Desastrosa y sin remedio" jajajaja nunca lo había leído, pero que "salaaaa" eres. jajajaja.

    ResponderEliminar
  9. Bet. no te preocupes, si ya solo cuento por quitarme la espina, creo que lo peor ya ha pasado.

    Un besote

    Montxu. Gracias por tanto apoyo, lo de desastrosa y sin remedio es verdad, no te creas, pero me alegro que te guste.

    Un besote

    ResponderEliminar
  10. Anímate y comparte con nosotros palabras menos tristes la próxima vez :) Últimamente navego poco por la blogosfera pero es un placer pasar por tu casa de vez en cuando ^^ Gracias por visitarme y comentarme, que sepas que estoy aquí si necesitas algo :)

    Un abrazo,

    ResponderEliminar

KAYSERSBERG Y TURCKHEIM, DOS PEQUEÑOS PARAISOS DE ALSACIA

Kaysersberg, era nuestro próximo destino. Un pequeño y bonito pueblo, que el sol de un precioso día de verano convertía en una magnif...