15 oct. 2010

¡QUE SOY UNA MANITAS!

 Después del último blog mi imagen va a quedar un peling tocada, no es que yo no sea desastrosa, ni que mi imagen no este ya tocada, estoy tocada hasta yo, pero todavía hay algún incauto que confía en mis actitudes, no me preguntéis cuales, que todavía no las tengo claras.
 
Que a desastrosa es difícil ganarme, ¡Sí! Pero eso no significa que no sea manitas o al menos lo aparente, una tiene una reputación, no se exactamente cual, pero segurito que la tengo, al menos entre mis vecinos y ahora que soy consciente que la Presi de la Comunidad, de vez en cuando le echa un vistacillo al blog, no quiero que se eche las manos a la cabeza después de tantos años de consultas y charlas, que no es que yo la arregle a la pobre nada, más bien se lo desarreglo, pero debe ser que le inspiro confianza, o simplemente me ha cogido cariño y sabe que después de hablar conmigo las cosas no pueden ir peor.

Bueno para que veáis que no miento os contaré que la semana pasada, mi vecino el Paparazzi, decidió arreglar el goteo, que hemos puesto alrededor del patio regando los cuatro arbustos desamparaos y alguna florecilla, ¡Claro!

Nos lo instalaron en julio unos jardineros, pero algo chapucillas, el pobre goteo daba más problemas que soluciones y al final en vez de ahorrar, hemos pagado una factura de casi 300 €.

Como yo había expuesto junto con otros la idea me veía un poco culpable del asunto y llame al Canal.

-Buenas, le quería hablar de una facturar, tal y tal de tal localidad, etc.…
- Si ya la tengo, lleva razón, han pasado de gastar 30 € a 300 € ¿Qué, han puesto piscina?
- No me toque usted el asunto de la piscina, que llevamos 16 años planteándolo en todas las reuniones y saliendo por peteneras cada vez que lo hacemos, no mire usted lo que hemos puesto es el goteo.
- Pues eso se supone que es para ahorrar agua...
- Si, por eso mismito le llamo, por que lo que se dice ahorrar, parece que va ser dificilillo con estas facturillas.- El muchacho cogió al vuelo mi tono irónico.
- Vaya, le voy a reclamar el recibo, por que debe de haber un error.

Le comenté todo al Paparrazzi(cada vez lo escribo de una manera entre el teclado y que no tengo ni idea, así se queda) y lleva investigando desde entonces todas las posibles causas, entre ellas hacer un seguimiento exhaustivo del contador del agua, no se vaya a escapar con lo litros, claro esta que tanto tocar, arreglar e investigar, se cargo el reloj del goteo, el hombre acudió a mí, para ver si yo era capaz de arreglar el asunto (que fe tienen en mi los que no me conocen), que el por si acaso, ya se lo estaba endosando a los otros jardineros el desastre, a lo que íbamos que me disperso. 

Le hice desconectarlo, me lo traje a casa y me dispuse a operar, le abrí las tripas, no tengo ni pajolera de idea de pa que, pero chica, algo tenía que hacer, lo deje como los chorros del oro por dentro, que queréis que os diga, al fin y al cabo soy una Maruja y ¡Vuala!
 O el pobre tenía un montón de mierda que no le dejaba funcionar o el agua de la última inundación había echo estragos, el caso es que el reloj funciona a las mil maravillas y desde entonces mi vecino el paparazzi, cada vez que vengo del mercado con el carro de la compra, me lo sube los 5 escalones a casa, cualquier día se me esloma.

Esa misma tarde, andaba yo cotilleando con mi vecina súper Be, mientras intentaba hacer unas separaciones de madera, para mi cajón de la lencería, que no hay manera de encontrar un tanga entre tanto desorden y vimos como el agua inundaba las florecillas de la Paca, al parecer se le salió un tubo al goteo y se volvió ahogar el reloj, aunque sobrevivió, mientras tanto, mi vecino el taxista me llama, que ya tenía desmontado el horno.
 
Súper Be se quedo mirando atónita, también hornos (debió de pensar la criaturita, como si yo tuviera ni idea)

Os pongo en antecedentes, todo ocurrió un día que la Presidenta se presento en casa con un problema de motor, del cual yo no tenía ni pajolera de idea, claro que venía preguntado por mi Lucero, no por mí y no me preguntéis como terminamos hablando de hornos, hay si que le dije que a mí una vez que se me estropeo, MI PADRE,  que no yo, me cambio las resistencias y fue como mano de santo, todavía funciona, no te digo más, la muchacha se fue a casa y le dijo a su chico el taxista, si Odry puede arreglar el horno, tú también.

Cuando entre en la cocina, el horno yacía en el suelo, con todas sus tripillas fuera, yo trague saliva y dije:
- ¿Dónde están las resistencias? –Pensando para mis adentros, la de arriba es fácil, va con unos tornillos, pero la de abajo, hay que desmontar lo que queda de horno y rezar mucho, menos mal que siempre me queda Internet y las soluciones de las manitas de la red.
- No las he comprado.
- Pues ya me dirás tu que es lo que vamos a cambiar, tienes que ir a la tienda de repuesto y ya de paso le preguntas como cambiar la de abajo, que es la que yo no tengo claro, como la cambio mi padre, de todos modos siempre podemos mirar por la red, que alguno hasta nos hace un croquis, que ni el IKEA.

            Salí más contenta que unas pascuas y sin arreglar nada.
 
-         ¿Qué tal, ya lo has arreglado? – Me comento Súper Be, al verme tan contenta.
-         Si no tenía las resistencias nuevas.
-         ¡Chica pero yo pensaba que tú eras como Macgiver, que con un clic y un chicle arreglabas cualquier cosa!
-         Si es que yo no mascó chicle, a ver s va a ser eso.

Andábamos en estás cuando llegó la Presi, y la anduvimos contando el asunto, en esas que sale su hija.
-         Mama, que vengas a ayudar a papa.
-         Voy pa dentro a ver que están haciendo.- Dijo la pobre con un suspiro.

Al rato salió, al preguntarla nos dijo que lo había montado pero que ahora no le encendían dos fuegos de la vitrocerámica.

Después de todo hace un par de días me dijo que ya lo habían arreglado, habían consultado al técnico y era una pieza, que nada tenía que ver con la resistencia, y que el coche ya le funcionaba, por supuesto después de visitar el mecánico, estaba contenta por que las cosas empezaban a ir bien, es de un optimista que da gusto.

12 comentarios:

  1. Hay un procedimiento infalible para arreglar cacharros, consiste en darle una patadita (o dos) y, oye, es mano de santo.
    P.D. No sirve para los pinchazos.

    ResponderEliminar
  2. Que apañada ella, hombrepordios!!!
    Para lo que no sirvas tú. ;)

    ResponderEliminar
  3. cágatelorito con la Odry!!! jajajajaajajajajaaja

    pues que sepas que ha mejorao bastante tu perfil desde el otro post! jajajajajajajajaajaja

    si lo que no hagas tú...

    Un besazo
    Elly

    ResponderEliminar
  4. Odry, vaya susto me has pegado. Cuando hablas de la Presidenta de la Comunidad pensé mismamente a doña Esperanza de los Potosís y ya te veía yo de asesora en la Puerta del Sol.
    Luego me he enterado que lo tuyo es mucho más importante, dónde vas a comparar.
    Estoy con Valdomicer, nada más eficaz que un tantarantán bien dado.

    ResponderEliminar
  5. VALDOMICER: He tomado nota del asunto, me parece un sistema la mar de práctico, je je je.
    Un besazo.

    PILAR: No te puedes imaginar que dominio tengo, sobre todo cargandome cosas, que soy como para ponerme un marco.

    Un besazo guapa.

    ELLY: tesoro, NO me lo voy a tomar como una ironía, más que nada por que se de tú buena voluntad, para levantar mi moral, que la verdad, tampoco tengo ni pajolera de idea de donde anda, je je je
    Un besazo.

    TIZA: Me has hecho reir de lo lindo, aunque sólo imaginarme a manos de semejante prenda, me pone los pelos como escarpias, mi lucero siempre ha dicho que tiene muy mal café, aunque no te preocupes he tomado nota de nuestro amigo Valdomicer y ya verás como nuestra comunidad mejora., ja ja ja.

    ResponderEliminar
  6. Hola Odry,sería un placer estar en tus manos, gracias por tu amabilidad, y tú generosidad, un placer estar aquí..pasa buen domingo, gracias, besos.

    ResponderEliminar
  7. Al menos te atreves, que ya es más de lo que hacemos la mayoría...
    Nunca dudé de que fueras una manitas

    Besos

    ResponderEliminar
  8. DON VITO: Se lo merece con creces.

    Un beso

    ALÍS: NO te puedes imaginar todo lo que me cargo por intentarlo.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  9. la de veces que alguna vez me pasó eso, pero tu no desistas algún día acertaras!

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. Me alegran tus palabras,tendré que superarme cada día, querida Odry.Con esas magníficas palabras nos eleva el corazón y la amistad.¡Clarifícate, agua cristalina! No te rebajes tamto.Cierto que algunos nos echan esa reputación y es difícil descargarse luego. Qué hermosa historieta con sus magníficas imágenes.Tienes que saber que con mis amigos estamos plantando en un parterre árboles, lechugas, brócoli,ejos, etc. y estamos reparando el goteo: que seas una buena manitas que siempre somos los que arreglamos los pequeños desaguisados. Vuelvo a leerte. Un abrazo y besos otoñales.

    ResponderEliminar
  11. HUGO: Muchas gracias, por pasar por mi casa y por el consejo, no dudes, no desisto por eso las lio pardas.
    Un saludo.

    DIADOCO: Muchisimas gracias, no sabes lo que me anima a seguir descuajaringando cosas, así que nada si teneía que montar algo podeís contar conmigo.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  12. ajaja manitas y echá pa'lante, eres un solete !

    Besos !

    ResponderEliminar