31 ene. 2012

ADMINISTRACIONES PÚBLICAS.

           Ante todo que los funcionarios no se ofendan, se que todos no son iguales y que todo no funciona igual, A DIOS GRACIAS.
                                              
 Por todos es conocido la lentitud en las administraciones públicas y esto que os cuento lo confirma.

        

    Hace 17 años que la EMV nos entrego las viviendas a cambio de nuestras casas, fue en ese mismo momento cuando comenzaron un sin fin de peripecias, por todas las deficiencias de las viviendas, que eran muchas. Hubo denuncias que se quedaron en el camino por la perdida de expedientes, si como se oye. A eso si que le llamo yo eficacia. No hay expediente, no hay problema. Hoy 17 añitos después he vuelto a saber de ellos. Un poco más y sonaría igual que la canción, de "20 años no es nada". Por lo visto han encontrado un expediente, justo el que no necesitábamos, pero en fin, nada es perfecto.
           
  

Suena el teléfono:
-         ¡Sí! Dígame.
-         El señor Santo, llamo de la Comunidad de Madrid.
-         No, no vive aquí, pero es un vecino.
-         Tengo que hablar con el de unos arreglos.
-         Bueno si le sirvo yo, soy la administradora.
-         A pues sí, es de una denuncia que puso una tal Odry.
-         Soy yo.
-         ¡Anda que suerte, haber dado gusto con usted!
 
Me abstengo de contestar, por lo obvio, yo pongo la denuncia, yo pongo mis datos, pero al hombre la hacía tanta ilusión que prefiero seguir escuchando.

-         En las casas les entraba el agua y se estropeo el parquet, era para cerrar el expediente si ya están terminados los arreglos.
-         De eso hace 17 años.
-         ¿Y ya está arreglado?
-         ¿Cree usted que íbamos a estar 17 añitos, viendo como entra el agua en nuestras casas? Demasiado que aguante año y medio un socavón en el salón, para que terminaran descubriendo que el agua que manaba era de la tubería del baño contiguo. Claro está, que el tiempo que necesitaron tenía más que ver con lo vagos que eran los jodios albañiles, que con la birria de la avería, cada vez que veían el panorama, decían que era mucho trabajo y se iban a otra cosa, vamos lo que viene siendo, fumar. Hasta el día que saque la Vallecana que llevo dentro, cerré la puerta con llave, me la metí en el escote, casi la pierdo, por que no tengo delantera suficiente para estas cosas y les dije con los ojos inyectados en sangre, de aquí no sale nadie, hasta que no este tapado el socavón. Debí ser muy convincente, por que tardaron media horita en arreglar la avería y en cuanto seco la pared lo taparon, pidiéndome mil disculpas por la tardanza.

-         Si, ya lo imagino, pero y lo del agua que entraba por la puerta de la calle ¿se lo arreglaron?
-         Pues no, nos pusieron unos tejadillos de cristal, por los cuales, entraba el agua como en las cataratas del Niagara, vinieron arquitectos y aparejadores, que miraban atónitos, tal espectáculo de la naturaleza y sin una solución mínimamente coherente, todavía recuerdo como uno le decía al otro.
o       ¿Que hacemos?
o       Los quitamos
     Mientras yo les decían “Si los quitan entrara más agua, ¿No creen?
Una vez descartada la colaboración de Arquitectos y Aparejadores descerebrados y sin ideas, el Paparazzi tomo cartas en el asunto, descubrió una pintura especial y lo sello todo con unas vendas.
-         ¿Entonces está arreglado? Le acuchillaron el parquet, o tienen que ir todavía.
-         Ya no tengo parquet, las tablas se levantaron y los enanos se clavaban las astillas cuando gateaban. – No os creáis que el tono amenazador de mi voz le hacía insistir de tan ridícula conversación, el seguía como si no fuera con el la cosa, debe estar muy inmunizado el pobre.
-         ¿Entonces ya no tiene que ir?
-         No pero de todo modos, gracias con 17 años de diferencia.

Fue colgar el teléfono y llamar a la Presi.
- Nena, mira lo que me acaba de pasar, ¿sigues queriendo poner una denuncia, por la filtración de agua en los garajes?
            - Mejor vamos a llamar a una empresa para pedir presupuesto.
            - Si, era justito lo que yo pensaba.
 
           
CONTINUARÁ.

           

24 comentarios:

  1. ODRY,las cosas de palacio van despacio....
    Besotes.

    ResponderEliminar
  2. Si todos nos quejáramos fehacientemente de todo otro gallo nos cantaría, o eso es lo que quiero pensar yo. Pero claro, tenemos que trabajar para comer y esas cosas mundanas que la administración no entiende.

    Yo tengo mi particular lucha con los "médicos que se creen Dios" de urgencias.

    Ánimo!
    Quejica

    ResponderEliminar
  3. MORGANA. una cosa es ir despacio y otra tardar 17 añitos, reina.

    Un besote guapa.

    QUEJICA: A partir de ahora me voy a quejar, pobrecitos míos, ja ja ja

    Un besote.

    ResponderEliminar
  4. Señor que crussssss

    Pero ¿te diste cuenta? todo se arregló sin intervención divina, perdón administrativa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que fue una época divertida, nos sublevamos día si y día también, en plan reivindicativo, ellos nos ignoraban, pero les di el coñazo un montón, ja ja ja

      Un besote.

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Ni que lo jures y todavía queda que contar.

      Un besote.

      Eliminar
  6. Qué fuerte!
    Paciencia, 17 años son mucho.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que han pasado volando, ahora que lo pienso, me estoy haciendo muy mayor, ja ja ja

      Un besote.

      Eliminar
  7. Lo cierto es que funcionarios (como casí todo) hay de todo. peeeeeeeeeeeeeero con la adminsitración hemos topado. En ocasiones es insopooooooooortable. Así qeu suerte y paciencia. Más paciencia quiero decdir

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy contigo, funcionarios hay de todo y algunos tienen toda admiración y respeto, pero el papeleo es letal.

      Seguiré tu consejo, aunque después de tanto tiempo, creo que es un habito.

      Un besote.

      Eliminar
  8. La verdad, que tal y como se lo toman, antes de hacer una denuncia hay que pensárselo muchos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, pero aún así, seguiré denunciando, no pierdo la esperanza.

      Un besote.

      Eliminar
  9. Fíjate que casi os da tiempo a darle la mayoría de edad a vuestros problemas y ellos a vuestro papeleo. Dicen que nunca es tarde si la dicha es buena. Y ahora a abrigarse que viene el frio.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. NI que lo jures, tesoro, no salgo de mi rincón, al ladito del radiador.

      Un besote.

      Eliminar
  10. A veces resultamos siendo más burocráticos que los burocrático, está bien la paciencia ..ciert?¡¿

    Un beso Odry,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Paciencia, tesoro es algo que me sobra, pero la vida es tan corta, ja ja ja

      Un besote.

      Eliminar
  11. Manda wue.. si es que estos casos son los que popularizaron el vuelva usted mañana, menuda paciencia
    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para que si me perdieron la mitad de los expedientes y lo peor es que parece que no pasa nada.

      Un besote.

      Eliminar
  12. Tu sabes ese que va a la Consejeria a pedir un documento por la tarde, y le pregunta al segurata, por la tarde no trabaja nadie, a lo que el segura contesta, por la tarde es que no hay nadie, cuando no trabajan es por la mañana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese me le sé, lo bueno es que no todo funciona igual, se imagina en sanidad tener que esperar 17 años una operación, mejor no les damos ideas, que con eso de que no van a llegar las pensiones, lo mismo lo ponen en funcionamiento.

      Un besote Doc.

      Eliminar
  13. Hola Odry, como bien escribió Larra hace muchos años " vuelva usted mañana", su profecia sigue muy vigente hoy en día, eso sí, no carguemos las tintas contra todos los funcionarios...
    Mucho ánimo guapa, pasa buena tarde, besos de agua...

    ResponderEliminar
  14. Esa es su estrategia. Desesperarnos con la tardanza para que nos busquemos la vida y lo arreglemos por nuestros propios medios...
    No hace mucho se me cortó el cable de la antena en el tejado (aún hoy ignoro los motivos), lo reclamé al seguro para que me lo arreglaran, y ni cortos ni perezosos me contestaron que el seguro sólo cubría la rotura de la antena. Son tan tontos que en vez de arregarla con un coste bajo, prefieren ponerla nueva. Tras arreglarla yo mismo, estoy dándome un margen para arrancar la antena de cuajo y que me pongan una nueva, a ver si así espabilan...
    Besos.

    ResponderEliminar
  15. Mira yo que estoy opositando para funcionaria te lo digo desde ya...hay que hacer copias de todo, llevar papeles a mil sitios, pasan los papeles por cientos de personas, hay plazos para todo!pero la realidad debe ser otra!y si "se pierden" muchas cosas, no es de extrañar con tanto papel, Spain is different, la cosa va como va. Sólo te puedo decir que paciencia y cuando yo apruebe, por mi parte, haré todo lo que pueda por llevar adelante lo que sea...aunque si sólo pasara por mis manos...

    ResponderEliminar